marzo 3, 2021

Diario Alicante: Periódico Líder en Alicante.

Ahora descubrimos que el Ministerio de Igualdad es un problema y nunca una solución. El primero en darse cuenta ha sido el Ayuntamiento de Madrid al eliminar esa insensatez de costosos e inservibles chiringuitos. Está claro que, si montan un circo en ese Ministerio, crecen los enanos y encogen los elefantes. La ministra funambulista, políticamente analfabeta, no deja de encender los ánimos de la Policía y ha tenido que salir el ministro de Interior a poner paz. El caso es que el analfabetismo de la tal Irene montero ha creado ruptura entre los dos gobiernos prochavistas. “Muchas mujeres, como los niños, quieren una cosa, pero no sus consecuencias”, decía Ortega y Gasset.

En las campañas iniciadas por el ministerio de la mediocre “marquesita” se leen mensajes incitadores contra las fuerzas policiales, donde se mezclan motivos xenófobos y racistas. La pobre arrastra un complejo de inferioridad que le amarga la existencia. Después de mediocridades como esas, megustaría saber qué piensa esta negada “cencerra” de la expresión de su machista doméstico, respecto al deseo de disfrutar viendo cómo pisotean la cabeza a un policía en una manifestación. Todos sabemos que una palabra basta para destruir la dicha de las mujeres como la desinformada y desnortada “marquesa” de Galapagar. ¡Manda huevos!

La campaña de la propulsora de la infección del 8-M ofendió a miles de policías y guardias civiles. Los representantes de los garantes del Estado de Derecho han pedido la dimisión de Irene Montero reiteradamente. Ya se sabe que la casta no dimite y, para que lo haga, hay que tocar todos los palos como se ha hecho en el caso de Mario Herrera, director general de Participación en el Gobierno de La Rioja. Por cierto, otro día le dedicaremos nuestra atención porque la estupidez no puede pasar desapercibida y este personaje tiene una alta carga de ella, aunque acabe estrellándola contra un árbol ‘fascista’ que se puso en medio de la trayectoria del lujoso BMW del comunista cabreado y no sé aún si borracho o mamado. ¡Ojo, no es lo mismo!

La Unión Federal de Policía no ha dudado en remitir una carta a la ministrilla de los cumpleaños, transmitiéndole la gravedad de sus memeces permanentes, demostrando, a la vez, su desconocimiento de la ley. “¿Vamos a tener los policías, antes de detener a un ciudadano en el ejercicio de nuestras funciones, que consultar a ese ministerio si podemos hacerlo o no?”. Esta mediocre enchufada, que responde al nombre de Irene y que es denostada por todas las organizaciones feministas del país, no para de denigrar a las instituciones y puede encontrase con la horma de su zapato por ignorante, apesebrada, mediocre y ‘alfalfabeta’.

En concordancia con esto último, el portavoz del SUP decía que “las Fuerzas de Seguridad hacen más en un día por las mujeres maltratadas, a través del servicio de atención a la familia, con sus grandes profesionales en esta brigada, que el Ministerio de Igualdad en un año”. Sin duda, de ello puede dar fe la ciudadanía. Ministra como la referente son, sin más, una carga pública que nada aporta a la sociedad, como nunca lo ha hecho, salvo si exceptuamos los días de cajera malhumorada.

No hay duda de que gente como esta chica, a quien han dado un ministerio para que juegue y siga haciendo daño, es lo peor que le puede suceder a la sociedad. Además de inútil y mafiosa es impertinente, bocazas, picoloro y bocachanclas. ¡Cuánto daño hace la estupidez sustentada en el desconocimiento! Decía Erich Kastner que “Uno puede apoyarse sobre su puesto, pero no sentarse en él”.

El despreciable picoloro, muchacha del Ministerio de Igual-Da, no deja de ser una máquina tragaperras. Estos comunistas, la única igualdad a la que aspiran es a la miseria para todos. Las sociedades civilizadas prefieren millones de ricos a centenares de pobres porque, cuantos menos de estos existan, más difícil será el sustento de represores comunistas y aficionados a representar los ecos de la gallina de Stalin. Gente como esta torpe gallinita del comunismo debería ser condenada a no ocupar un cargo ni a ser una carga pública que pueda hacer daño.

Si no eran ya suficientes molestias las sandeces de Irene Montero contra los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, ahora llega Carolina Darias para hacer compañía a la “marquesa”. Tanto una como otra siguen albergando un complejo de inferioridad que, no se sabe por qué razón, siempre acaban enfrentadas a la Guardia Civil. Si lo de la “marquesa” es de chiste torpe, lo de Carolina Darias es de ‘cabeza buque’ e incompetencia irracional ¿No lo creen? Pues pregunten a la Asociación Unificada de la Guardia Civil sobre sus chapuzas al frente de la delegación de Gobierno de Las Palmas.

Y si lo prefieren, indaguen sobre las instalaciones del Sistema Integrado de Vigilancia Exterior (SIVE) de Lanzarote: un radar desde el que la Guardia Civil podía detectar las embarcaciones ilegales que llegaban a Canarias. Carolina lo destrozó y, por su actitud ‘cabeza buque’, destrozado sigue. ¡Pobre muchacha, al estar cargada de un negro pasado con incompetencia reiterada, en apenas 24 horas ya han pedido su dimisión numerosas asociaciones canarias y la propia Guardia Civil, a las que desde aquí me sumo!

Tras estudiar con detenimiento a Irene, la “marquesita”, y a la casi lenguaraz, Carolina Darias, he llegado a la conclusión de que “la mayoría de las personas abandonan sus vicios sólo cuando les causan molestias”, decía William Somerset. Y en ello estamos.

  • Jesús Salamanca Alonso / Analista político / Editor de “Análisis en Clave Liberal”
error: DiarioAlicante.es: !Contenido Protegido!
DiarioAlicante.es 】» Este sitio web utiliza cookies para asegurarse de obtener la mejor experiencia en nuestro sitio web   
Privacidad